martes, 15 de julio de 2008

Medem, Ana, Otto. Empieza de vuelta. Medem, Ana, Otto



Otto conoce a Ana. Ana piensa que sus nombres se leen igual al derecho y al revés. La palabra capicúa es catalana. La mamá de Ana conoce al papá de Otto. El papá de Otto compra una casa para todos. Crecen. Otto ama a Ana. Ana ama a Otto. Pero el amor es irreal, como todo verdadero amor, y no hay lugar para costumbres, ceremonias o vejez. Crecen. Muere gente. Unos pierden a otros. La cebolla se abre, se abre, se abre. Cede, lágrimas ceden. Para atrás y para adelante, del derecho y del revés, Ana ama a Otto, Otto ama a Ana. El andrógino volvió a su nido. Las partes se unieron, perfectas. Sólo un milagro puede separarlas y que haya vida. Los milagros no existen. El destino, el azar y la casualidad. No existen. Por eso Ana huye para cumplir su sentencia. Por eso Otto vuela uniendo cartas. Ana mira. Adiós Ana. Se cierra el círculo. Fin.



Over.


PD: "Los Amantes del Círculo Polar", obviamente.

3 comentarios:

Mariana dijo...

OOOOOhhh los amantes del circulo polaaaaar! Pochaaaaaazos, no?

PLAY: "LA IDEA ES GRABAR UN DISCO",
se escuchó en su hahabitación
Mary sonreia y tenia en la mano una cajita de Correo argentino.

Emocion pura, gracias her! de corazon
=)
=)
=)

natanael amenábar dijo...

En algún momento de mi vida esta película fue mi favorita, hasta tenía el póster original pegado en un cartón, que del otro lado tenía el póster de Los bañeros más locos del mundo. La escena del beso ese es genial. Me gusta mucho Medem, que también es capicúa.

Me acuerdo que la primera vez que la vi fue en un cine, el lorca, y cuando terminó una señora me preguntó cómo había terminado, yo dije mi versión, una chica de dos filas arribas dio la suya, y sin querer se armó una pequeña charla debate.

Cuando están en plaza mayor dan ganas de pegarle un grito a los chicos y avisarle que están de espaldas!

Otto!

Hernán Galli dijo...

Sí sí, hay quye gritarles ya!!! Qué bueno que la viste en cine, yo la vi en VHS.

Ahora me quedo pensando cómo terminó. Pero sí me acuerdo que dudé entre el golpe del bus y esas escaleras que sube Ana al final. Tanto deseo que esa fuera la versión final. Cuando sea millonario, lo voy a llamar a Medem y le voy apedir que los junte de vuelta, que le cambie el final, jajajajajajja

Gracias por comentar!!!!